Skip to main content

Pelosi, Schumer y miembros de AFSCME se unen para pedir más ayuda para estados, localidades

Miembros de AFSCME en el frente de la batalla contra el coronavirus recibieron apoyo esta semana de dos poderosos líderes del gobierno federal, la líder de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y el líder de la minoría en el Senado, Chuck Schumer.
Previous Para trabajadora social de Colorado, las visitas a clientes están llenas de trepidación
Por Personal de AFSCME ·
Pelosi, Schumer y miembros de AFSCME se unen para pedir más ayuda para estados, localidades
La líder de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos, Nancy Pelosi, y el líder de la minoría en el Senado, Chuck Schumer. Foto de Drew Angerer/Getty Images

Miembros de AFSCME en el frente de la batalla contra el coronavirus recibieron apoyo esta semana de dos poderosos líderes del gobierno federal, la líder de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y el líder de la minoría en el Senado, Chuck Schumer. Juntos hicieron un llamado a todo el Congreso a que proporcione mayores fondos a los gobiernos estatales y locales que sufren bajo el enorme costo de la pandemia.

En llamada de teleconferencia, Pelosi y Schumer acompañaron a Shirley Thomas, custodia de una escuela en Florida; Blake Andersen, técnico de servicios médicos de emergencia en California; Jason Suggs, quien procesa reclamos de desempleo en Maryland; Jared Rosenberg, supervisor paramédico en Nueva York; y el Presidente de AFSCME, Lee Saunders. Resaltaron lo importante que es para el Congreso tapar los enormes hoyos que se han abierto en los presupuestos estatales y locales debido a la caída de los ingresos públicos.

Los miembros de AFSCME buscan $700 mil millones del Congreso, incluyendo $300 mil millones en apoyo sin restricciones para ayudar a los gobiernos estatales y locales a reconstruir los servicios públicos, y $200 mil millones para financiar la educación y el cuidado de salud.

Sin embargo, muchos miembros del Congreso, liderados por el Senador Mitch McConnell, se han opuesto a ofrecer cualquier apoyo adicional. McConnell incluso afirmó la semana pasada que gobiernos estatales simplemente deberían declararse en bancarrota.

Pelosi afirmó que la Cámara de Representantes está trabajando en la próxima propuesta de ley de apoyo por el coronavirus, “la cual deberá incluir fondos robustos para los gobiernos estatales y locales para que les puedan pagar a los trabajadores en el frente”.

Schumer acusó a McConnell de politizar el bienestar de los servidores públicos que están respondiendo para proteger al país.

“Esto no se trata de política. Se trata de las personas. De los trabajos de las personas. De las familias de las personas. De las comunidades de las personas”, dijo Schumer. “El Congreso no debiera abandonar a ningún trabajador, especialmente no a los servidores públicos…. Estados Unidos debe hacer todo lo que podamos hacer para luchar contra el coronavirus y el creciente desempleo. El plan de McConnell únicamente logrará aumentar el desempleo incluso más. Al coronavirus no le importa si un estado es ‘azul’ o ‘rojo’”.